aliviar los ojos irritados

Consejos para ojos irritados

Last updated:

Estás cansado de saber que tanto mirar la pantalla, que el aire acondicionado o la calefacción y la contaminación ambiental (sobre todo si vives en ciudad) te dañan la vista y suponen una agresión para tus ojos. Así que hora de cuidarlos un poco más con nuestro remedios naturales para aliviar los ojos irritados.

Después de un largo día de trabajo en la oficina o  una noche de fiesta, puede que nuestros ojos aparezcan enrojecidos o irritados.

Esto sucede por la inflamación de los vasos sanguíneos de la zona blanca que compone los ojos (área esclerótica).

Los ojos pueden irritarse por alergias, fatiga visual, contaminación, restos de maquillaje, ambientes secos, el uso continuado de lentes de contacto o por enfermendades oculares como la conjuntivitis o de otro género como gota o enfermendades de la tiroides.

Recetas tradicionales para aliviar los ojos irritados

Compresas frías: Aplicar compresas humedecidas en agua fría sobre los ojos cerrados. El frío comprimirá los vasos sanguíneos sin efectos contraproducentes, además de que el agua agregará humedad a los ojos.

Pepino: Colocar unas rodajas de pepino fresco directamente sobre los párpados.

Bolsita de té negro: Poner una bolsita de té negro humedecido en agua fría sobre los párpados y mantener allí durante 10 minutos.

Manzanilla: Verter 1 cucharada de manzanilla en 1 taza de agua que esté hirviendo.  Tapar y dejar refrescar.  Sumergir en esta infusión un paño de algodón limpio, escurrir y aplicar sobre los párpados cerrados por 10 minutos  Repetir este remedio varias veces al día.

Suero fisiológico: Realizar un lavado de ojos con suero fisiológico y luego mantener los ojos cerrados durante unos minutos.

Rodajas de patata cruda: Aplicar rodajas de patata cruda sobre los párpados cerrados. Dejar durante 10 minutos.  Repetir este remedio varias veces al día

Agua de rosas: Empapar una bolita de algodón con agua de rosas y colocar sobre los párpados cerrados. Dejar puesta por 10 minutos. Este remedio refresca los ojos casi de forma instantánea.

Agua de rosas y aloe vera: Mezclar 1 cucharadita de agua de rosas, otra de leche y otra de gel de sábila o aloe vera. Empapar una bolita de algodón con esta preparación y poner sobre los ojos cerrados. Dejar puesto por 10 minutos

Fenogreco: Dejar un puñado de semillas de alholva o fenogreco en agua por 8 horas y después batir hasta lograr hacer una pasta. Colocar esta preparación en la nevera.  Una vez fría, aplicar la pasta sobre los párpados cerrados y dejar actuar durante 20 minutos. Lavar los ojos con agua fría. Realizar este remedio 2 veces al día

Agua de amapola: Verter, en un cuarto de litro de agua que esté hirviendo, 2 gramos de pétalos desecadas de amapola. Dejar en reposo por 3 minutos. Colar, empapar un paño con esta preparación y colocar fría sobre los párpados con los ojos cerrados. Dejar puesta unos 10 minutos.

Manzanilla y ajenuz: Mezclar 1 gota de aceite esencial de manzanilla y 2 g de aceite de ajenuz. Untar este remedio alrededor de la órbita ocular con la yema de los dedos

Hierba de San Roberto: Hervir 15 g de hierba de San Roberto  en 1 litro de agua durante 15 minutos.  Realizar emplastos con esta preparación cuando esté fría y colocar sobre los párpados cerrados.  Dejar puesta por 10 minutos.

Llantén: Hervir 50 g de hojas de llantén en 1 litro de agua durante 10 minutos.  Luego colar y usar, una vez frío, en forma de emplastos sobre los párpados cerrados

Agua de flores de saúco: Hervir durante 5 minutos 30 g de flores de saúco en 1 taza de agua.  Filtrar y aplicar fría, mediante una bolita de algodón sobre los párpados o con lavados a los ojos, varias veces al día.

Agua de flores de tilo: Hervir 50 g de flores de tilo en 1 litro de agua por 15 minutos y aplicar mediante paños sobre los párpados enrojecidos.

Infusión de verbena: Hacer una infusión con 40 g de la planta de verbena en 1 litro de agua durante 5 minutos. Tras colar, enfriar y aplicar a modo de emplastos sobre los párpados cerrados.

Infusión de raíz de sello de oro: Hervir  en 1/2 litro de agua durante 10 minutos un puñado de raíces de sello de oro, previamente lavadas. Dejar en reposo, colar y efectuar varios lavados de ojos a lo largo del día.

Recomendaciones

  • Usar lágrimas artificiales si es necesario.
  • Usar gafas o anteojos para el sol.
  • Usar gafas de protección en la piscina.
  • Evitar el humo de los cigarrillos, de los tubos de escape y, en general, los ambientes contaminados.
  • Limpiar los párpados.
  • Descansar bien por la noche.
  • Cuidarse de las alergias.
  • Usar gotas para los ojos cuando vuele.
  • No usar los lentes de contacto de forma continuada por muchas horas.
  • Acordarse de parpadear regularmente.
  • Optar por productos de belleza hipoalergénicos.
  • Desmaquillarse antes de acostarse.
  • Poner un humidificador en la habitación al encender la calefacción.
  • Evitar beber demasiado etanol

Acudir al oftalmólogo si:

  • Los ojos siguen enrojecidos por más de dos días y existe, además, sangre sobre la pupila (el centro oscuro del ojo), pupilas dilatadas, sensibilidad a la luz, supuración en uno o ambos ojos.y/o visión borrosa, ya que puede indicar la existencia de una enfermedad ocular.
  • Los ojos registran enrojecimiento, dolor y existe pérdida de la vista después de una lesión (por ejemplo, al picarle una rama).